HURACANES EN PAPEL™ - Reseñas literarias

Sólo me queda esperar la aparición de un Nuevo Tifón Literario de magnitud cinco como los producidos por Joyce, Proust o Kafka. Ese día llegará y mi búsqueda no habrá sido en vano. Huracanes en papel™ 2007-2016

viernes, 24 de julio de 2009

En el trineo de Schopenhauer de Yasmina Reza

Rebuscando entre libros este título me cautivó. Desconocía por completo a su autora, pero no al filósofo del rótulo, con quien junto con Spinoza me he sentido atado desde la Universidad, por una fuerte concordancia intelectual. Y con él me fui a descubrir una nueva literatura que incluía filosofía y devenir existencial.

Y tras una breve lectura, Yasmina Reza se me apareció como una frivole femme, alguien a tener muy en cuenta en la literatura actual por sus singulares cualidades que atesora gracias a su polifacética vida de escritora, actriz y dramaturga. En sus textos se intuye que el límite de sus palabras proviene de toda esa física experiencia teatral. El teatro y la escritura la han convertido, según sus propias palabras, en un "comentarista parásito" de aquello que se esfuerza en traducir en palabras, hasta lograr configurar sus libros. En sus novelas encontramos distancia, observación objetiva, humor y fuerza combativa. Sus obsesiones son las obsesiones del mundo, la muerte, el tiempo, la vejez, la belleza y la búsqueda de la felicidad. Materia universal. No existe ninguna pretensión de denuncia en su trabajo aunque su frivolidad inherente le precipitan a la sátira mordaz de nuestra convulsa época.

“El día que perdamos la frivolidad moriremos

Reza nació en París, el 1 de mayo de 1959. Tradujo la Metamorfosis de Kafka para Roman Polanski. Ha escrito siete obras de teatro, seis novelas y dos guiones, pero su nombre está inevitablemente asociado a Arte (1994), considerado su mejor trabajo hasta el momento, del cual ella curiosamente pretende desvincularse para evitar posibles etiquetas. Con él ganó el premio Molière y fue un arrollador éxito en muchos países. Su teatro es aclamado internacionalmente y en su país ha sido bautizada como diva por mucho que a ella le pese.

En el trineo de Schopenhauer encontramos ocho monólogos que ejercen de diatriba contra las teorías intelectualoides apoyadas en la razón y que se precipitan hacia el absurdo, mientras lo cotidiano emerge como un salvavidas en todo ese océano de confusión.

Ariel Chipman, profesor de filosofía especializado en Spinoza que ha consagrado su vida a proclamar el imperativo del goce de vivir y la supremacía de la razón, se sume en una depresión. Nadine Chipman, su esposa, comienza a estar harta de su marido, de su enfermedad y del matrimonio, y se pregunta porque no serle infiel, antes de que sea demasiado tarde para una aventura, para la aventura de vivir. Serge Othon Weil, el amigo íntimo de la pareja, afirma haber comprendido que preguntarse por la vida en su totalidad no tiene sentido y rechaza todo atisbo de trascendencia. La psiquiatra de Ariel despotrica contra el sentimentalismo, en un discurso muy contemporáneo en contra de la expresión de los sentimientos e incluso del mero hecho de sentir.

Al abrir la tapa de este libro abrirán también el telón de la literatura teatral contemporánea. La escena letrada les inundará de frivolidad mordaz y sátira contumaz, en un observatorio oculto sobre la desilusión, el pesimismo y la decadencia de la humanidad, para llegar a ese atractivo nudo que llamamos verdad, tal y como reza la máxima de Houellebecq. En este reducto de literatura, la auténtica actitud de cortesía con el mundo se llama únicamente, frivolidad, y actúa como la espuma de la inteligencia de Yasmina Reza. Tal vez usted coincide en similares emulsiones. Yo le invito a que pruebe.

Doctor, voy en trineo hacia la muerte. Tal como me veis. En el trineo de mi amigo Arthur Shopenhauer”